Un restaurante con encanto en el centro de Barcelona: Brasserie Flo

Restaurante con encanto en Barcelona

Llevo 29 años viviendo en Barcelona –desde que nací-, cada semana paseo durante horas y horas por distintas calles –reconozco que la mayoría ya conocidas- pero, aun así, casi todas las semanas descubro algún lugar nuevo. Sin embargo, no deja de sorprenderme cuando, en pleno centro de Barcelona, aun hay sitios que no conozco, siendo además populares y bastante conocidos en la ciudad. Este es el caso de la Brasserie Flo, que pude conocer por primera vez hace unos cuantos días y que definiría como un restaurante con (mucho) encanto en el centro de Barcelona.

Entrar en la Brasserie Flo es un poco como cambiar de mundo. Situado en la calle Junqueras, a muy pocos metros de la Plaça Urquinaona y la Via Laietana, lo más probable es que hayas venido andando desde alguno de estos dos transitados lugares (o del Barcelona City Hotel) y lo primero que te impregne sea su agradable silencio, algo que se agradece sobremanera.

Antes de entrar a lo que es el restaurante, seguro que al cruzar el enorme portal te quedarás encantado mirando la pecera donde lucen bogavantes, ostras y otros mariscos que luego verás aparecer en la carta.

Pero entremos. Lo primero que nos llamará la atención una vez dentro es que, a pesar de parecer un lugar bastante grande, rápidamente nos da una muy agradable sensación de intimidad. Eso se debe, sin duda, a la estratégica situación (y separación) de las mesas y la colocación de los muebles que divide todo el espacio que, en un principio diáfono, acaba convertido en pequeñas zonas íntimas donde nadie parece molestar a nadie. Una sensación realmente seductora y, lo más importante, difícil de encontrar en el centro de Barcelona.

Restaurante con encanto en Barcelona

Para los que además hayan visitado alguna vez París, es más que probable que la Brasserie Flo rápidamente les recuerde a ciertos sofisticados locales parisinos (no olvidemos que las “brasserie” son de origen francés).

Mientras degustábamos una copa de cava bien fresca, unas originales patatas bravas ocupaban el centro de nuestra mesa. Como todo lo que después pudimos ir probando en la Brasserie Flo, tenían su toque especial, y es que la salsa que las acompañaba, un all-i-oli muy suave al paladar, venía relleno por su interior.

Patatas Bravas en Brasserie Flo

Decidimos empezar con algo de marisco ya que parecía ser una de las especialidades del lugar (y nos había llamado la atención en la entrada). Elegimos navajas y almejas, en este caso a la plancha, aunque cabe destacar que estas últimas podían ser también a la marinera.

La presentación era simple pero más que correcta y, sinceramente, no necesitaba de más en esos casos en concreto. Ambos platos lucían por su sabor indudablemente fresco, su punto exacto de cocción y la calidad indudable de aquel marisco que estaba recién hecho.

Navajas a la plancha

almejas a la plancha en Brasserie Flo

En cuanto al plato principal, nos dividimos en opciones. Por una parte, degustamos un delicioso arroz caldoso con bogavante que primero se nos presentó debidamente en su cazuela y posteriormente se sirvió. Nos llamó especialmente la atención (muy en positivo) el hecho de que la Brasserie Flo dé la opción de pedir el arroz caldoso para una sola persona, algo que no solemos encontrar en ningún lugar.

Más allá de un plato lleno casi hasta arriba de arroz luciendo el bogavante, al lado aun reposaba la cazuela con más arroz caldoso que permitía al comensal volverse a llenar el plato si lo deseaba. Calidad y cantidad son dos factores bastante complicados de encontrar en Barcelona y la Brasserie Flo cumple muy buen con ambos.

Arroz con Bogavante

En cuanto a la carne, un centro de entrecotte acompañado de verduras braseadas era una de las muchas opciones que los más carnívoros encontrarán en la carta de este restaurante en el centro de Barcelona. En este caso, una carne jugosa, hecha perfectamente tal y como se pidió (es muy difícil pedir un entrecotte “bien hecho” y que no se queme ni se seque) y de un tamaño ideal para quedar más que a gusto con el plato.

centro de entrecotte a la plancha con verduras braseadas

Las cortas esperas entre plato y plato –destacamos lo de cortas porque el personal es excelente y está en todo momento atento a las necesidades del comensal- las aprovechábamos para mirar encantados toda la decoración del lugar. Especialmente, sus increíbles lámparas (diseñadas por el arquitecto Antoni Moragas) y antiguas láminas que parecían sumergirnos en un viaje a un escenario parisino.

Dicho viaje no podía tener final más dulce que un buen postre. Y aunque nunca hay decisión más difícil que un postre, finalmente fueron el coulant de chocolate y la Panacotta de coco y helado de la pasión sus protagonistas.

postres dulces para una comida con encanto: coulant de chocolate

postres dulces para una comida con encanto: panacota

Yo he tardado 29 años en descubrir un lugar con tanto encanto en Barcelona como la Brasserie Flo y, además, ha sido toda una sorpresa descubrirlo en pleno centro de la ciudad. Os recomiendo conocerlo y hacer ese curioso viaje entre el tiempo -y un poco el espacio- pero, sobre todo, un viaje embriagador.

Web oficial: www.brasserieflobarcelona.com

Encuéntralos en C/ Jonqueres, 10 de Barcelona

Licenciada en Periodismo y enamorada de Barcelona desde 1986. Disfruto escribiendo posts y haciendo fotos de mi ciudad natal para BCN City Hotels, tarea que combino con la comunicación y el marketing online y que me mantienen siempre hiper-conectada a Internet.
Valoración

Comentarios / Comments

Loading Facebook Comments ...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *